Actualidad

Sector público priorizará el trabajo remoto

Los sectores estatales que puedan seguir manteniendo el trabajo remoto, lo harán.

El sector público, que desde mañana reinicia en forma progresiva sus actividades presenciales, tendrá un horario diferenciado para reducir las aglomeraciones en el transporte público y mantendrá en lo posible el trabajo remoto, sostuvo este martes el presidente de la República Martín Vizcarra.

Refirió que el decreto supremo que amplía el estado de emergencia y dispone cuarentena focalizada en siete departamentos y grupos poblaciones, establece que los trabajadores públicos que no atienden al público deberán ingresar antes de las 07:00 horas, mientras que quienes atienden al público ingresarán a las 10:00 horas.

"En el horario punta el sistema de transporte no será usado por la administración pública, ayudemos a que la concentración de pasajeros no sea de tal forma que se genere aglomeraciones", apuntó.

Recordó que la administración pública inician su trabajo entre las 08:00 y 09:00 horas, lo que satura la concentración en los paraderos entre las 06:00 y 08: 00 horas, de modo que el horario diferenciado es una medida adecuada para cumplir la jornada laboral.

Dijo, asimismo, que los sectores estatales que puedan seguir manteniendo el trabajo remoto, lo harán.

"No porque termina la cuarentena general todos a trabajar, no, los que puede hacer trabajo a distancia que sigan, pedimos también a la actividad privada que sigan haciendo trabajo a distancia por el cuidado de la salud y para evitar concentraciones", apuntó.

A estas medidas, dijo, se sume la decisión para que los escolares y los estudiantes de institutos superiores y universidades continúen recibiendo sus clases en forma virtual, con lo que se quita una presión de entre 20 y 25 por ciento en la demanda de transporte.

Fuente: Andina

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.