Economía

CCL: Urge incorporar a conglomerados comerciales formales en Fase 2

El sector comercio es la segunda actividad generadora de empleo formal en el país y representa el 10,8% del PBI.

La Cámara de Comercio de Lima (CCL) invocó al Gobierno a incorporar dentro de la Fase 2 del reinicio de actividades económicas, a los conglomerados comerciales formales que trabajan con criterio de unidad, en los cuales ya vienen operando supermercados, farmacias, bancos y restaurantes (delivery), pues los mismos ya cuentan con los protocolos de vigilancia necesarios para evitar multitudes y la propagación de la COVID-19.

El gremio empresarial destacó que muchos de estos centros comerciales y negocios individuales ya aplican con muy buenos resultados una serie de protocolos, pues cada local tiene el suyo propio, al que se suma el de los conglomerados comerciales, de forma tal que se evita que el público se agolpe tal como ocurre en los mercados de abastos, muchos de los cuales son informales.

No hay razón para que estos centros no puedan volver a trabajar, con un aforo limitado que podría incrementarse paulatinamente. Muchos de estos negocios son arrendatarios de locales que llevan más de 80 días sin poder atender a sus clientes ni generar recursos para sus familias, según aseveró la CCL.

El gremio empresarial precisó que sector comercio –que incluye el retail, la venta mayorista y el comercio de vehículos– representa el 10,8% del Producto Bruto Interno y significa el 16,1% del empleo formal en nuestro país. Después del sector servicios, esta actividad es la segunda a nivel nacional que genera más empleo, además de atender las necesidades esenciales de las familias como vestimenta, artículos de cuidado personal, para el hogar y accesorios, entre otros.

Advirtió que estos centros comerciales que operan en todo el país reúnen a muchos pequeños negocios que desaparecerán si no se les permite trabajar, con lo cual se causará un daño irreparable a la economía nacional y al empleo formal, sobre todo a personas que son el sustento de sus hogares y jóvenes con cuyo trabajo ayudan a sus padres y hermanos e incluso financian sus estudios.

Finalmente, recordó que estos centros operan en la actualidad en Arequipa, Barranca, Cajamarca, Cañete, Chiclayo, Chimbote, Chincha, Cusco, Huacho, Huancayo, Huánuco, Huaral, Ica, Jaén, Juliaca, Lima, Pisco, Piura, Pucallpa, Sullana y Trujillo.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin