Economía

¿Reprogramar deudas afecta tu historial crediticio?

Imagen referencial.

La pandemia ha afectado la economía de todo el país y esto ha provocado que muchas personas no puedan cancelar sus deudas en el tiempo establecido. Por eso, el Estado lanzó la opción de reprogramarlas a fin de que el historial crediticio de los deudores no se vea afectado.

"Reprogramar tus cuotas no afectará tu calificación en el sistema financiero, pero se debe tener bien claro que esto es solo una solución temporal, no se puede estar reprogramando constantemente. Si no se cuenta con el dinero para pagar, deben buscarse otras alternativas, como el congelamiento o la refinanciación, aunque esta última sí perjudica el historial crediticio", advirtió Marcelino Encalada Viera, gerente de Negocios de Caja Piura.

1. No esperes que la entidad financiera se comunique contigo ante una cuota atrasada, adelántate e infórmate de otras opciones de pago.

2. Es mejor reprogramar la deuda que pagar los montos mínimos, sobre todo con deudas de las tarjetas de crédito.

3. Revisa nuevamente tus ingresos y egresos para que veas qué gastos puedes eliminar o reducir para poder cumplir con tus cuotas mensuales.

4. No pidas un crédito para pagar otro, si no puedes con uno, menos podrás con dos. Caerás en un círculo vicioso.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.