Empresas

Restaurantes demandan al Gobierno autorizar reapertura de sus salones

CCL advierte que empresarios, trabajadores y proveedores del sector están sumidos en desconcierto e incertidumbre.

El Sector de Gastronomía de la Comercio de Lima demandó al gobierno autorizar sin más demora la reapertura de la atención en los salones de los restaurantes, cafeterías, fuentes soda y similares, con la aprobación del protocolo sanitario correspondiente, cuya revisión final fue consensuada con los ministerios de Comercio Exterior y Turismo, de la Producción y de Salud.

"El 25 de junio una delegación de autoridades representantes de los tres sectores, incluyendo a los propios ministros de la Producción y de Comercio Exterior y Turismo, realizaron una serie de visitas de inspección a varios restaurantes, comprobando in situ el cumplimiento de los protocolos. Luego, ambos ministros declararon a los medios de comunicación que los restaurantes podrían empezar a atender entre el 1 y el 3 de julio, pero hasta ahora –más de dos semanas después- seguimos esperando la autorización", manifestó el gremio empresarial a través de un pronunciamiento.

Recordó que en la revisión del protocolo preliminar elaborado por Ministerio de Comercio Exterior y Turismo participaron la ministra Barrios, el ministro Vásquez y el ministro de Salud, Víctor Zamora, junto a los representantes de los gremios privados del sector gastronómico.

Señaló que muchos de los restaurantes ya se encuentran operando en la modalidad de reparto y recojo, demostrando cumplir a cabalidad con el protocolo que en su momento se publicó para esta etapa.

"El 30 de junio se publicó el Decreto Supremo 177 que incluyó a los restaurantes dentro de las actividades económicas de la Fase 3 para poder operar con un aforo del 40% en sus salones. En la octava disposición complementaria final del mencionado decreto se señala que, previa opinión favorable del Ministerio de Salud y del Ministerio de Comercio Exterior y Turismo, el Ministerio de la Producción queda autorizado para aprobar mediante resolución ministerial la fecha de inicio de actividades, así como el protocolo respectivo", refiere el comunicado.

Agrega que esta noticia fue gratamente recibida por los miles de restaurantes de todo el país, quienes, ante dicho anuncio, convocaron a sus trabajadores e incurrieron en gastos diversos para la adecuación a las nuevas condiciones y para la adquisición de mercadería.

"Han pasado dos semanas y aún no se autoriza ni la fecha de reapertura ni el protocolo. Se cumple el vaticinio efectuado por el presidente del Consejo de Ministros, Vicente Zevallos, quien en una entrevista periodística el 1 de julio manifestó que los restaurantes estarían abriendo en quince días, pero eso no es lo que nos dijeron sus ministros", cuestionó el sector gastronómico.

Subrayó que los empresarios gastronómicos del sector están sumidos en el más grande desconcierto e incertidumbre, pues además de no haberse publicado aún el ansiado protocolo, ninguna de las carteras ministeriales involucradas ha dado respuesta a las continuas preguntas efectuadas sobre la fecha de reapertura.

Agrega que no son sólo los empresarios quienes tienen esta gran preocupación, sino también sus trabajadores y proveedores, ya que este rubro económico genera un gran impacto en el empleo y en la cadena logística de producción y comercialización.

"¿Es así como el gobierno reactiva la economía nacional? Esta pregunta lamentablemente tiene una respuesta negativa, porque luego del buen trabajo articulado efectuado entre el sector público y el sector privado referido a los protocolos, hay un silencio total sobre la aprobación y publicación que corresponde para dar luz verde a esta actividad que es motivo de orgullo nacional, que tantas glorias ha obtenido a nivel internacional y que cuenta con un profesionalismo que cumple los más altos estándares", concluye el comunicado.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.