Empresas

Hotel Office: Una nueva alternativa para el sector corporativo

Imagen referencial.

Las medidas de aislamiento social a causa de la covid-19 llevaron al trabajo remoto a un nuevo status. Y si bien el home office se ha convertido en una buena alternativa para adaptar la oficina en el hogar, hay un sector con necesidades propias y mucho más exigentes.

"Los ejecutivos y empresarios requieren de espacios mucho más sofisticados, con equipos y servicios que les permitan realizar sus meetings, webinars o callings sin interrupciones, con ambiente privados y seguros. Todo ello sin descuidar su alimentación, una buena locación para descansar e incluso aquellos deportes que suelen practicar", explicó la directora de Ventas y Marketing de El Pardo Doubletree by Hilton, Rosa Deustua.

Así nace el Hotel Office, un nuevo concepto que atiende –precisamente- todas estas necesidades mediante Concierge Services ,sin descuidar los protocolos propios que la nueva normalidad exige.

Para todos los perfiles

Deustua afirmó que el Programa Concierge Services está dirigido a ejecutivos y personas que buscan un ambiente privado y seguro para trabajar.

En el caso de El Pardo Doubletree by Hilton, estos servicios consisten en:

Executive Lounge La Terraza de El Pardo. Un espacio de trabajo semiprivado, a modo de living room. El aforo máximo es de 24 personas y cuenta con rigurosos protocolos de seguridad que intensifican los estándares de limpieza durante toda la estadía del ejecutivo.

Zoom Rooms. Son salas privadas diseñadas exclusivamente para teleconferencias y reuniones de trabajo. El espacio incluye monitores para reuniones virtuales, cuenta con baño privado, máquina de café, infusiones, botella de agua, wifi.

Cardio Suites. Son espacios exclusivos y privados para ejercitarse con todos los protocolos de salubridad en máquinas cardiovasculares: elípticas o trotadoras.

"Además, el usuario puede combinar los tres servicios de acuerdo a su necesidad", detalló Deustua.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.